Luces o Sombras

¿Eres consciente de donde pones tu atención? ¿En los fallos que encuentras en ti o en los demás cuando te comparas con otros? Comparar es buscar el dolor y centrarse en la sombra para realzarla, no para trabajar con ella. No te compares, admira esa parte luminosa que ves en ti o en otros y aprende de ella. Si miras a la sombra que sea para aceptar que está, no para criticar, juzgar o renegar de ella, de esa manera evitarás darle más fuerza y podrás reducir su intensidad, poner más luz en todo aquello que hagas. Abrirás la puerta al crecimiento y a las oportunidades.

Luz-o-sombra

Deja un comentario